UPP Ulceras por presión

Colchón antiescaras


Úlcera por presión grado III


Zonas de riesgo UPP según apoyo


las UPP, o úlceras por presión son lesiones, que se producen en la piel de los pacientes, interrumpiendo o deteriorando su integridad, pueden ser producidas de manera secundaria debido al rozamiento de sabanas en pacientes encamados sobre la piel y zonas de prominencias óseas ( sacro, codos, maleolos, occipucio o nuca, talones..etc ), y sobre todo debido a que la zona está mucho tiempo apoyada en el mismo sitio. Cuando se producen, son díficiles de curar y se necesita un buen equipo e instrumental apropiado, por todo esto lo mejor es la prevención.



Será bueno realizar cambios posturales en aquellos pacientes, que pasan mucho tiempo en cama, debido a su estado de salud, pacientes inconscientes, que no notan el dolor, politraumatizados,...etc; deberemos establecer un plan horario de cambios posturales, el paciente no estará mas de 2-3 horas en la misma postura, se le cambiará y se usarán 4 posturas base: decúbito supino o boca arriba, decúbito prono o boca abajo, aunque es esta la menos usada, y los dos decúbitos laterales, tanto derecho como izquierdo.

También es útil el utilizar colchones de aire tipo alternating, que van a variar los puntos de apoyo del paciente en cama, utilizar almohadas para aliviar las zonas expuestas a presión, aplicación de cremas hidratantes o aceites hiperoxigenados en las zonas de prominencia ósea con frecuencia, llevar una buena dieta, rica en nutrientes y proteína, y beber abundante agua, para mantener la piel hidratada correctamente.

Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Manejo adecuado de cargas


Debido al manejo incorrecto de los pesos o cargas, bien sea en la movilización de pacientes, traslado de mobiliario u otros, el trabajador deberá utilizar posturas correctas que impidan o eviten lesiones musculoesqueléticas futuras.
Se deberán utilizar posturas lo más ergonómicas posible y recurrir a aparataje especifico para el manejo de pacientes no colaboradores, como son las grúas mecánicas de transporte.; que van a ayudar en la prevención de estas lesiones.
Las lesiones más frecuentes, que se producen en el personal sanitario ( celadores y auxiliares de enfermermería) son las lesiones de espalda, que normalmente se producen debido a una movilización incorrecta, a que se supera la capacidad física del trabajador o a su realización de manera progresiva y repetitiva en el tiempo.
para evitar estos sobreesfuerzos es recomendable:

  1. valorar el peso a mover y nuestra fuerza física.
  2. valorar la posibilidad de ayudarnos con aparatos adecuados para el levantamiento de cargas, como las grúas mecánicas.
  3. utilizar una técnica de agarre correcta, el peso debe estar lo más proximo al trabajador.
  4. apoya los pies, separándolos a una distancia igual que nuestros hombros.
  5. agacharse para coger el peso o la carga, flexionando siempre las rodillas, y mantener la espalda recta.
  6. si se trata de un peso excesivo, pida ayuda a un compañero, en general en los hospitales los pacientes son movilizados con la ayuda de dos personas, la auxiliar de enfermería ayudada siempre por un celador.
  7. muy importante a tener en cuenta, es no rotar ni mover la cintura cuando estamos realizando un movimiento o levantamiento de carga.


Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Limpieza del Material Quirúrgico


La limpieza del material de uso en un acto quirúrgico o intervención, como todos sabemos se debe limpiar y esterilizar con la mejor técnica evitando así el riesgo de infecciones postquirúrgicas cruzadas.El material, una vez recibido en la zona sucia, se procederá a su lavado con agentes no abrasivos y que no deterioren el material de corte u otro material delicado.

Este lavado se puede realizar según técnicas manuales, lavado a mano realizado por el personal auxiliar de enfermería o el lavado mecánico en lavadoras automáticas, destinadas a tal fin.

Técnica limpieza material quirúrgico:


1. limpieza del material con agua fría, para evitar la fijación de restos biológicos o de sangre; prestando atención a zonas de díficil acceso, esto es puntas, asas, zonas autoretentivas o de sujección...etc.
2. aplicación de productos de limpieza no abrasivos y que no dañen el material de corte.
3. aclarado de los restos del producto que pudiesen quedar,asi como de restos de material biológico.
4. secado del material, usando aire seco a presión en zonas delicadas u ocultas ( interior de cánulas ), o en estufas apropiadas de calor seco tipo Poupinel.
5. esterilización propiamente dicha del material, usando autoclaves de vapor húmedo, que son hoy por hoy lo mas barato, rentable y adecuado para la esterilización del material quirúrgico. El material deberá ir colocado dentro de unas bolsas adecuadas para la esterilización, que irán selladas por calor y que contarán con indicadores de esterilizacióon, que indicarán que en todo momento el proceso se está realizando adecuadamente.Aún asi se debe tener en cuenta, que materiales de goma o caucho, no deben ser procesados en los autoclaves de vapor húmedo, ya que se deterioran por el calor, ya que se alcanzan temperaturas elevadas, en este caso se usan autoclaves de formaldehido.



Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Nuevo Simulador de paciente Simman 3G




Se ha puesto a la venta el nuevo simulador avanzado de paciente con tecnología punta, muy útil, sofisticado y de sencillo manejo a la vez; es útil en la formación de profesionales sanitarios ( medicina, enfermería, formación práctica en primeros auxilios y SVA- soporte vital avanzado...etc ). Fue presentado en Madrid el pasado 5 de noviembre en la sede del Consejo General de Colegios de Médicos.
  • Fácil de manejar:
El nuevo simulador paciente SIMMAN 3G es tan avanzado que su funcionamiento es simplificado. Así se puede programar un escenario, utilizar un escenario preprogramado, o también utilizar SimMan 3G instantáneamente.
Se comercializa en versión adulto y versión bebé; cuenta con dilatación y contracción de pupilas, tiene zonas de venopunción en extremidades para canalización periférica y en el torax, para canalización central. Es un robot que suda, tose, habla, abre y cierra los ojos, parpadea, llora, vomita, sangra, orina..., es decir, reproduce un buen número de reacciones humanas.
Si quieres ver la noticia más ampliada haz click en http://www.elpais.com/articulo/sociedad/Llega/SimMan/3G/nuevo/robot/estudiantes/medicina/elpepusoc/20081105elpepusoc_2/Tes
Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Programa Gestión de cuidados de enfermeria GACELA

El programa de gestión avanzada de cuidados de enfermería línea abierta, que es como se denomina este programa de cuidados de enfermería, ya nos ha sorprendido con una nueva versión,
" el gacela care ", mucho más novedoso y actualizado según la normativa NANDA, NOC, NIC.



Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Eliminación Residuos Cortantes y Punzantes

Los residuos cortantes y punzantes se eliminarán siempre en recipientes plásticos antiperforantes y rígidos, según la normativa de gestión de Residuos. Nunca se reencapucharán las agujas, práctica habitual y no recomendada entre los sanitarios, es mejor utilizar ranuras que ya tienen estos recipientes adecuadas a tal fin.

Estos contenedores o recipientes no se llenarán en mas de sus 3/4 partes y una vez utilizados se enviaran a la central de eliminación de estos residuos cerrados y precintados.

Estos contenedores se eliminarán mediante la técnica de incineración, que antiguamente se realizaba en el propio centro, con la consecuente contaminación del medio; en la actualidad el centro suele contratar estos servicios a empresa externas, que se ocupan de su gestión y eliminación.
Aprovechamos para explicar la clasificación de los residuos sanitarios, según la normativa de gestión de residuos sanitarios y hospitalarios.


1. Residuos sanitarios asimilables a residuos municipales o de tipo I.
2. Residuos sanitarios no específicos o de tipo II.
3. Residuos sanitarios específicos o de riesgo o tipo III.
4. Residuos tipificados en normativas singulares o de tipo IV.


-Los residuos sanitarios asimilables a residuos municipales o de tipo I
Son los que no plantean exigencias especiales en su gestión. Estos residuos incluyen cartón, papel, material de oficinas y despachos, cocinas, bares y comedores, talleres, jardinería y residuos procedentes de pacientes no infecciosos, no incluidos en los grupos II y III.
-Los residuos sanitarios no específicos o de tipo II
Son residuos sobre los cuales se han de observar medidas de prevención en la manipulación, la recogida, el almacenamiento y el transporte, únicamente en el ámbito del centro sanitario.
Estos residuos incluyen material de curas, yesos, ropa y material de un sólo uso contaminados con sangre, secreciones y/o excreciones, todos ellos no englobados dentro de los residuos clasificados como residuos sanitarios específicos.
-Los residuos sanitarios específicos de riesgo o de tipo III
Son residuos sobre los cuales se han de observar medidas de prevención en la manipulación, la recogida, el almacenamiento, el transporte, el tratamiento y la eliminación, tanto dentro como fuera del centro generador, ya que pueden representar un riesgo para la salud laboral y pública.Estos son: residuos infecciosos, es decir los capaces de transmitir una enfermedad; residuos anatómicos, procedentes de biopsias, amputaciones quirúrgicas...;sangre y hemoderivados y los recipientes que los contengan;material cortante y punzante; vacunas vivas y atenuadas.

Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Acceso al FIDES

Como todos los trabajadores del Sergas
( servicio galego de salud), conocemos, en todos los centros sanitarios se está instalando un programa informático de gestión, donde los trabajadores pueden gestionar sus datos profesionales y solicitar permisos, conocer el estado de su nómina, vinculaciones, petición de servicios prestados...etc

Este programa está teniendo gran aceptación entre todos los trabajadores del servicio galego de Salud. Se puede acceder desde la intranet del sergas o desde casa, si tenemos instalado un certificado digital para su acceso.

Si necesitais más información de como acceder desde casa haz click en:

Fides desde casa


Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Sentar al Paciente al Borde de la Cama.



Procedimiento:
  1. Explicaremos al paciente lo que vamos a hacer.
  2. Colocaremos la cama en posición horizontal y frenada.
  3. Colocaremos al paciente al borde de la cama.(Ver técnica).
  4. Decirle al paciente que flexione las rodillas.
  5. Pasar una mano por detrás de los hombros del paciente.
  6. Pasar la otra mano por debajo de las rodillas y a flexionadas.
  7. Realizar un movimiento simultáneo trayendo las piernas hacia fuera de la cama y con el otro brazo elevaremos el tronco del paciente dejando sentado al paciente.

Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Pasar al paciente de la cama a la silla de ruedas.(enfemo que no colabora)



  • Si el paciente no se aguanta de pie.
  1. Explicaremos al paciente lo que vamos a hacer.
  2. Colocaremos la Cama en posición Fowler(elevando el cabecero hasta los 90 grados).
  3. Situar la silla paralela a la cama, bien pegada y frenada. Que esté lo más cercana al paciente o a la auxiliar/celador.
  4. Sacar la barandilla más próxima al paciente y también el apoya pies más próximo al paciente.
  5. Auxiliar y Celador se colocarán en el mismo lado de la cama. Uno a cada lado del paciente. En el lado de la cama donde se va a realizar el movimiento de la cama a la silla.
  6. Colocaremos la cama en posición Fowler.
  7. Se le pide al paciente que cruce los brazos sobre su tórax.
  8. El celador cogerá al paciente por la espalda. Pasará ambas manos por las axilas y sujetaremos al paciente por las muñecas.
  9. La auxiliar de enfermería cogerá al paciente por las rodillas y muslos.
  10. Uno/a de los dos contará hasta 3 y procederán a realizar el movimiento. Elevaremos al unísono al paciente hasta sentarlo en la silla de ruedas.
  11. Colocar la barandilla de la silla de ruedas y también el soporte de los pies.
  12. Colocarle las zapatillas al paciente y ponerle los pies en los soportes.
  13. Acomodar al paciente y taparlo.



Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Pasar al Paciente de la Cama al Sillón o a la Silla de Ruedas. (Paciente que Colabora)


Procedimiento para realizarlo 1 sola persona:


  • Si el paciente se aguanta de pie.

  1. Explicaremos al paciente lo que le vamos a hacer.
  2. Situar la silla de ruedas paralela a la cama, bien pegada y frenada. Que esté lo más cerca posible al paciente y a la auxiliar.
  3. Quitaremos la barandilla más cercana al paciente, así como también el apoya pies del mismo lado.
  4. Sentar al enfermo al borde de la cama y quedaremos frente al paciente. Esperaremos unos segundos para que no se maree. En caso de mareo debemos acostar al paciente.
  5. Colocar al paciente la bata y las zapatillas.
  6. Pasar los brazos por debajo de sus axilas y le pediremos al paciente que nos abrace.
  7. Le pediremos que se incorpore y tiraremos de él hacia arriba hasta que esté de pie.
  8. Giraremos al paciente unos 90 grados y lo sentaremos en la silla de ruedas.
  9. Colocar la barandilla a la silla.
  10. Colocar el apoya pies de la silla y colocarle los pies al paciente.
  11. Tapar al paciente.



Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Movilización del Paciente a la Orilla de la Cama

Esta movilización es muy utilizada en los trabajos diarios con los pacientes. Tanto en su higiene como para sentarlos sea en sillón o en silla de ruedas.
Pasos a seguir:

Haremos tres movimientos.


Primer movimiento:


  1. Explicaremos al paciente lo que vamos a hacer.
  2. Colocaremos la cama en posición horizontal y frenada. Siempre excepto si está contraindicado por el facultativo.
  3. Nos colocaremos en el lado de la cama hacia donde queremos desplazar al paciente y flexionaremos el brazo del paciente más próximo y se lo colocamos sobre su tórax.
  4. Pasaremos un brazo debajo del cuello y sujetaremos el hombro más alejado.
  5. El otro brazo lo pasaremos debajo de la zona lumbar.
  6. Adoptaremos una posición corporal adecuada para su propia protección: Separar pies unos 30 centímetros. La cadera y las rodillas deberán estar ligeramente flexionadas, y la espalda lo más recta posible.
  7. Desplazaremos al paciente hacia la orilla de la cama.


Segundo movimiento:

  1. Colocaremos un brazo bajo los glúteos.
  2. Colocaremos el otro brazo a la altura de la cadera.
  3. Adoptaremos una posición corporal adecuada para su propia protección: Separar pies unos 30 centímetros. La cadera y las rodillas deberán estar ligeramente flexionadas, y la espalda lo más recta posible.
  4. Desplazaremos al paciente hacia la orilla de la cama.

Tercer movimiento:



  1. Colocaremos un brazo en la flexura de las rodillas.
  2. Colocaremos el otro brazo a la altura de los tobillos para proteger así los talones de los pies.


Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Movilización hacia el Cabecero de la Cama sin entremetida.



  • Sin entremetida: Se realizará entre 2 personas.
  1. Le explicaremos al paciente lo que le vamos a hacer.
  2. Colocaremos la cama en posición horizontal y frenada. Siempre excepto si está contraindicado por el facultativo
  3. Le pedimos que sujete una mano con la otra y las coloque encima de su pecho.
  4. Quitaremos la almohada al paciente y la apoyaremos contra la cabecera de la cama.
  5. Una de las auxiliares de enfermería pondrá ambos brazos debajo de los brazos del paciente.
  6. La otra auxiliar pondrá sus brazos uno a la altura de las nalgas y el otro a la altura de los muslos del paciente.
  7. Ambas auxiliares adoptarán una posición corporal adecuada para su propia protección: Separar pies unos 30 centímetros. El pie más próximo hacia donde se va a realizar el movimiento del paciente orientado hacia dicho movimiento (hacia la cabecera). La cadera y las rodillas deberán estar ligeramente flexionadas, y la espalda lo más recta posible.
  8. Una de las auxiliares dará la señal para ejecutar el movimiento. 1, 2, 3 y elevarán el enfermo hacia la cabecera de la cama.
  9. Colocar la almohada al paciente.
  10. Acomodar al paciente.
  11. Si dicho paciente tiene sueros, sondas, pulsímetro, u otro dispositivo deberán dejar todo perfectamente colocado.
  • En la mano en la que el paciente tiene la venoclisis es conveniente que se le coloque una almohada doblándola a la mitad y colocándosela debajo de dicha mano.

Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Movilización hacia el Cabecero de la Cama con entremetida.



1-2. Sin ayuda del paciente.

Se puede realizar con la ayuda de la entremetida o sin ella.
  • Con entremetida: Se realizará entre dos personas.
  1. Le expliremos al paciente lo que le vamos a hacer.
  2. Se colocará una a cada lado del paciente.
  3. Sacar la almohada al paciente y apoyarla contra la cabecera.
  4. Enrollar la entremetida lo más pegada posible al paciente.
  5. Coger la entremetida con ambas manos.
  6. Los pies ponerlos separados unos 30 centímetros.
  7. Caderas y rodillas semiflexionadas. Espalda recta.
  8. A la señal de 1,2 y 3 elevaremos al enfermo.
  9. Colocarle la almohada al paciente y acomodarlo.



Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Movilización hacia el Cabecero de la Cama.


1- Movilización hacia el cabecero de la Cama.
1-1. Con ayuda del paciente.
1-2. Sin ayuda del paciente.

1- Movilización hacia el cabecero de la Cama.



1-1. Con ayuda del paciente.

La siguiente técnica se podrá realizar por medio de 1 sola persona.
  1. Lo primer0 que debemos hacer es decirle al paciente lo que le vamos a hacer.
  2. Pondremos la cama en posición horizontal.
  3. Quitaremos la almohada y la colocaremos contra el cabecero de la cama.
  4. Decirle al paciente que flexione las rodillas y apoye bien sus pies sobre la cama.
  5. Decirle al paciente que se sujete al cabecero con ambas manos.
  6. Pondremos los pies separados unos 30 centímetros y el pie que está más cerca de la cabecera lo orientaremos hacia la misma.
  7. Nuestra cadera y rodillas las debemos tener ligeramente flexionadas. y la espalda recta.
  8. Pondremos uno de nuestros brazos debajo de los hombros del paciente.
  9. Pondremos el otro brazo debajo de sus nalgas.
  10. Le haremos saber que a las ordenes de contar 1,2,3 el enfermo empujará con brazos y piernas. Así como el cuidador/a la ayudará elevando los glúteos.
  11. Una vez el paciente esté bien colocado se le pondrá la almohada.
  12. Acomodar al paciente.




1-2. Sin ayuda del paciente.



Se puede realizar con la ayuda de la entremetida o sin ella.
  • Con entremetida: Se realizará entre dos personas.


  1. Le expliremos al paciente lo que le vamos a hacer.
  2. Se colocará una a cada lado del paciente.
  3. Sacar la almohada al paciente y apoyarla contra la cabecera.
  4. Enrollar la entremetida lo más pegada posible al paciente.
  5. Coger la entremetida con ambas manos.
  6. Los pies ponerlos separados unos 30 centímetros.
  7. Caderas y rodillas semiflexionadas. Espalda recta.
  8. A la señal de 1,2 y 3 elevaremos al enfermo.
  9. Colocarle la almohada al paciente y acomodarlo.





  • Sin entremetida: Se realizará entre 2 personas.




  1. Le explicaremos al paciente lo que le vamos a hacer.
  2. Colocaremos la cama en posición horizontal y frenada. Siempre excepto si está contraindicado por el facultativo
  3. Le pedimos que sujete una mano con la otra y las coloque encima de su pecho.
  4. Quitaremos la almohada al paciente y la apoyaremos contra la cabecera de la cama.
  5. Una de las auxiliares de enfermería pondrá ambos brazos debajo de los brazos del paciente.
  6. La otra auxiliar pondrá sus brazos uno a la altura de las nalgas y el otro a la altura de los muslos del paciente.
  7. Ambas auxiliares adoptarán una posición corporal adecuada para su propia protección: Separar pies unos 30 centímetros. El pie más próximo hacia donde se va a realizar el movimiento del paciente orientado hacia dicho movimiento (hacia la cabecera). La cadera y las rodillas deberán estar ligeramente flexionadas, y la espalda lo más recta posible.
  8. Una de las auxiliares dará la señal para ejecutar el movimiento. 1, 2, 3 y elevarán el enfermo hacia la cabecera de la cama.
  9. Colocar la almohada al paciente.
  10. Acomodar al paciente.
  11. Si dicho paciente tiene sueros, sondas, pulsímetro, u otro dispositivo deberán dejar todo perfectamente colocado.
  • En la mano en la que el paciente tiene la venoclisis es conveniente que se le coloque una almohada doblándola a la mitad y colocándosela debajo de dicha mano.


Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Posición Sims o Inglesa.


Pertenece a una de las posiciones no quirúrgicas.

El paciente se encuentra en una posición intermedia ente decúbito lateral y decúbito prono.
El paciente está acostado y apoyado sobre el lateral de tórax y la parte anterior de la cadera.
  • Brazo inferior se encuentra en extensión y hacia atrás, y la palma de la mano hacia arriba.
  • Brazo superior se encuentra flexionado y con la palma de la mano hacia la almohada o colchón.
  • Pierna inferior en extensión y con una ligera flexión.
  • Pierna superior flexionada y más adelantada.

Indicaciones principales:


  • Para administrar enemas a pacientes.
  • Para pacientes inconscientes.
  • Para sondajes rectales.
  • Para exámenes rectales.
  • Como cambio postural.
Haz click aquí para ver más posiciones anatómicas.
Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Posición Roser o Proetz.


Pertenece a una de las posiciones quirúrgicas.

El paciente se encuentra en posición decúbito supino y con la cabeza que sobresale del tramo final de la cabecera de la cama. Para ello debemos de quitar el cabecero de la cama.

Indicaciones principales:


  • Intubación endotraqueal.
  • Exploraciones de faringe.
  • Cirugía de bocio.
  • Para lavar el pelo a pacientes encamados.
Haz click aquí para ver más posiciones anatómicas
Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Posición Genupectoral o Mahometana.



Pertenece a una de las posiciones quirúrgicas.

El paciente se encuentra apoyado sobre sus rodillas manteniendo el pecho en contacto con la cama o camilla y con la cabeza ladeada y apoyada sobre la mano de tal forma que el paciente esté lo más cómodo posible.

Indicaciones principales


  • Curas de fisuras rectales.
  • Cirugía de la zona rectal.
  • Exploraciones de recto.

Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Tipos de drenajes quirúrgicos

Existen en el mercado varios tipos de drenajes quirúrgicos, que se definen como " sistemas para eliminar o evacuar colecciones serosas , hemáticas, purulentas o gaseosas desde los distintos tejidos u órganos al exterior".

Con el uso de los drenajes se previenen asi las infecciones locales o generalizadas por acumulación de bacterias y la compresión sobre tejidos u órganos adyacentes.



Indicaciones de los drenajes:


  • cirugía contaminada.
  • acumulación de líquidos intraabdominales.
  • anastomosis digestivas
  • posibilidad de hemorragias postcirugía.
  • fístulas digestivas.
  • colecciones serosas o purulentas.
  • peritonitis difusa.
  • pancreatitis
  • cirugía torácica...etc.

Clasificación de los drenajes:


  • Según objetivos: profilácticos o preventivos y terapeuticos.
  • Según mecanismos de actuación: pasivos, usados en rebosamientos y eliminación de pequeñas cantidades, y activos, que son aquellos que realizan aspiración.
Ejemplos:
Pasivos, o sin aspiración: Penrose, cigarrillo, tejadillo, T de KHER ( biliares ), Cistocach
( punción suprapúbica ).
Activos, que pueden ser de aspiración de baja o alta presión. El Jackson Pratt y el Redón son de baja presión y el tubo de torax de baja presión.


Tubo de tórax














Jackson Pratt


















Redón





Penrose
















Cuidados de los drenajes:


  • Colocar en lugar apropiado.
  • no sacarlo por la línea de incisión, hacerlo a contraincisión.
  • trayecto directo
  • fijar con suturas no reabsorbibles.
  • conectar a los sistemas de vacío.
  • orificio de salida amplio.
  • vigilancia del drenado hasta que cese su eliminación, vigilando aspecto del contenido, cantidad, olor, contenido.
  • se retiran pasadas 24 h del cese de la eliminación o cuando esta fuese mínima.

Complicaciones de los drenajes:


  • Infecciones locales y generalizadas.
  • UPP, provocadas por la presión del drenaje sobre una zona corporal.
  • fístulas.
  • hemorragias.
  • obstrucción sistema de drenaje.
  • pérdida del drenaje por arrancamiento.
  • hernias o eventraciones por el orificio de salida.
Los drenajes se pueden utilizar acompañados de un recipiente o reservorio del que, existen de varios tipos o con distintas formas: cilindricos, con forma de pera, rígidos...donde se recoge el contenido eliminado por la herida.

Reservorio rígido tipo cilindrico


Reservorio para drenajes Jackson Pratt





Reservorio para drenaje torácico tipo Pleurevac






















Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Posición de Punción Lumbar.



Pertenece a una de las posiciones quirúrgicas.

Hay dos posiciones posibles para dicha prueba:
  • En decúbito lateral: El paciente se encuentra tumbado en la cama en posición de decúbito lateral. La espalda en el borde de la cama y flexionando la espalda de tal manera que la cabeza esté lo más cerca posible de las rodillas. Consiguiendo así que se abran los espacios intervertebrales.
  • Sentado en el borde de la cama: El paciente se encuentra en el borde de la cama. Con la columna vertebral lo más flexionada posible y de tal manera que la cabeza esté lo más cerca posible de las rodillas. Consiguiendo así que se abran los espacios intervertebrales.

Indicaciones principales.


  • Para recoger una muestra de líquido Cefalorraquídeo.
  • En anestesia Epidural.

Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Posición de Nefrectomía.

Pertenece a una de las posiciones quirúrgicas.

El paciente se encuentra en decúbito lateral pero hay que flexionar la mesa quirúrgica para conseguir así exponer la zona ilíaca. Quedando ubicada en la porción media de la mesa quirúrgica.

Indicaciones principales


  • Cirugías Renales.

Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Posición de Antitrendelenburg o Morestin.


Pertenece a una de las posiciones quirúrgicas.

El paciente se encuentra en posición decúbito supino y hay que inclinar la mesa quirúrgica unos 45 grados.
En dicha posición la cabeza está más alta que el tronco.

Indicaciones principalesa:


  • Cirugía de tiroides.
  • Cirugía de vesícula.
  • Cirugía de las vías biliares.

Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Posición de Trendelenburg.


Pertenece a una de las posiciones quirúrgicas.

El paciente se encuentra en decúbito supino pero la mesa quirúrgica se inclina unos 45 grados.
En dicha posición la cabeza está más baja que el tronco.

Indicaciones principales:


  • Intervenciones de la zona inferior del abdomen o de la pelvis.
  • Favorecer el drenaje postural y el retorno venoso.
  • Incrementar el riego sanguíneo cerebral.
  • Intervenciones de vejiga y colon.

Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Posición Sedente.




Pertenece a una de las posiciones quirúrgicas.

En esta posición el paciente se encuentra en posición de Fowler excepto que el torso (pecho) está en posición vertical."Forma un ángulo recto".

Indicaciones Principales.

  • Exploraciones de la región anterior del cuerpo.
  • Alimentación del paciente.
  • Favorecer la respiración del paciente.
  • Disminuir la tensión muscular abdominal.

Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Posición Ginecológica o Litotomía.



Pertenece a una de las posiciones quirúrgicas.

En esta posición el paciente se encuentra en decúbito supino con las extremidades inferiores flexionadas y elevadas.
  • Hay que colocarle en las piernas unas sujeciones llamadas perneras. Siempre se colocarán paralelas una de la otra. Siempre las perneras a las piernas, nunca las piernas a las perneras.
  • Una vez fijadas las piernas en las perneras se procederá a quitar la parte de la mesa situada debajo de las piernas.
  • En el brazo de la venoclisis se le colocará un soporte.
  • El otro brazo se fija al arco de anestesia o bajo la zona lumbar con la palma hacia abajo.
  • Una vez terminada la intervención quirúrgica es muy importante bajar ambas piernas a las vez y lentamente.

Indicaciones principales.

Para cirugía perianal, rectal, zona vaginal, y intervenciones urológicas.
Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Posición de Laminectomía.



Pertenece a una de las posiciones quirúrgicas.

En esta posición el paciente paciente está en decúbito prono con alguna modificación.
Hay que colocarle al paciente un soporte para elevar el tronco por encima de la mesa.
  • Los brazos los colocaremos en unos soportes orientados hacia la cabeza y algo flexionados.
  • Hay que colocar una almohada debajo de la axila.
  • Hay que colocar un soporte debajo del tronco para elevarlo.
  • Hay que colocar una almohada flexionando así las piernas.
  • Colocar sujecciones en muslos y muñecas.

Indicaciones principales:


  • Intervenciones torácicas.
  • Intervenciones lumbares.

Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Posición Fowler


Pertenece a las posiciones no quirúrgicas.

El paciente se encuentra semisentado con las rodillas algo flexionadas.
El respaldo de la cama se colocará formando un ángulo de 45 grados.

Existen otras variantes de la posición Fowler:
  • Fowler alta: El respaldo formará un ángulo de 90 grados.
  • Semifowler: El respaldo formará un ángulo de 30 grados.

Indicaciones principales:

  • Pacientes con problemas respiratorios o cardíacos.
  • Para proceder a la alimentación del paciente.
  • Como cambio postural.

Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Posición kraske o de Navaja


Pertenece a una de las posiciones quirúrgicas.


El paciente se encuentra en posición de decúbito prono pero con alguna modificación.
  • La mesa se cierra a nivel de la cadera del enfermo con un ángulo que varía según la intervención quirúrgica.
  • Hay que colocar una almohada a la altura de la cadera e ingle.
  • Hay que proteger tanto pies, rodillas, y piernas con almohadas.
  • En los brazos colocaremos unos soportes en los que descansarán los codos.

Indicaciones Principales:

  • Intervenciones rectales.
  • Intervenciones de la zona sacra.

Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Posición Decúbito lateral Derecho.



  • Pertenece a las posiciones no quirúrgicas.


En esta posición el paciente está tumbado sobre su lado derecho en un plano paralelo al suelo.
La cabeza y el tronco deben estar bién alineados.
Brazo interior bien extendido a lo largo del cuerpo.
Brazo exterior flexionado en ángulo recto y apoyado sobre la almohada.
Pierna interior ligeramente flexionada o puede estar también extendida.
Pierna exterior flexionada y la rodilla en ángulo recto.

Indicaciones principales:

  • Cirugías de tórax.
  • Cirugía renal.
  • Cirugía ortopédica.


Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Posición Decúbito Prono o Ventral.



Pertenece a las posiciones no quirúrgicas.
En esta posición el paciente se encuentra acostado sobre su abdomen, y con la cabeza girada hacia uno de los lados y con los brazos flexionaonados a ambos lados de la cabeza o extendidos a lo largo del cuerpo.

Indicaciones principales:

  • Intervenciones de recto.
  • Intervenciones de columna vertebral.

Hay que decir que esta posición es la más problemática. Ya que tiene mucha dificultad de colocación además de los efectos fisiológicos que conlleva.
Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Posición Decúbito Supino.


Pertenece a una de las posiciones no quirúrgica.
En esta posición el paciente se encuentra acostado sobre su espalda.
Sus brazos estarán estirados y colocados a lo largo del cuerpo.
Piernas estarán extendidas y paralelas, y alineadas con la columna vertebral y la espalda.
Pies formando un ángulo recto respecto al resto del cuerpo.

Indicaciones principales:



Esta posición es utilizada en Cirugía Abdominal, vascular, cuello, cara, zonas axilares e inguinales.
Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Pasar al paciente de la cama a la silla de ruedas.


Todas las movilizaciones que hagamos a los pacientes hay que hacerlas con sumo cuidado y asegurándonos de que no le vamos a provocar ni daño ni caídas al paciente.
Siempre que una técnica no podamos realizarla por nosotros mismos pediremos ayuda a un compañero o compañera.

Técnica:

  • Lo primero que hay que hacer es fijar las ruedas. Si aún así hay peligro de que la silla se mueva harán falta dos personas, una de las cuales sujetará la silla por el respaldo para evitar su movimiento.
  • Si la cama está muy alta se colocará un escalón que sea firme y que tenga una superficie suficiente para que el enfermo se mueva sin caerse.
  • El paciente se sentará al borde de la cama y se pondrá, con la ayuda del Auxiliar, la bata y las zapatillas (de forma que no se le salgan con facilidad).
  • La silla se coloca con el respaldo en los pies de la cama y paralela a la misma.
  • El Auxiliar o Celador se coloca frente al enfermo con el pie que está más próximo a la silla por delante del otro.
  • El enfermo pone los pies en el suelo y el Auxiliar o Celador sujeta con su rodilla más avanzada la rodilla correspondiente del enfermo para que no se doble involuntariamente.
  • El Auxiliar o Celador gira junto con el enfermo y, una vez colocado frente a la silla, flexiona las rodillas de forma que el enfermo pueda bajar y sentarse en la silla. Cuando la silla no es de ruedas se procede en la misma forma, pero el peligro de que la silla se mueva es inferior
Ver vídeo:


Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Protocolo de Limpieza de una Habitación.


  • Ventilar la habitación diariamente al menos 15 minutos, a excepción de una prohibición médica.
  • Cambiar diariamente la ropa de la cama y proporcionar ropa limpia al paciente.
  • Retirar orinales y cuñas y poner unos limpios.
  • Vigilar que el cuarto de baño esté perfectamente limpio.
  • Limpiar bandejas, mesillas, sillón con un paño húmedo y después hacerlo con uno seco.
  • Poner los objetos que puedan ser utilizados por el paciente a su alcance.
  • Una vez se vayan las visitas recolocar el mobiliario.
  • Cambiar al enfermo las veces que sean necesarias. Pañal, Camisón, o ropa de cama.

Haz click aquí para leer el resto de la entrada

Como hacer una Cama Traumatológica




1- Materiales.
2- Protocolo de actuación.
2-1. Hacer cama en tres tiempos(paciente colabora).
2-2. Paciente no colabora.





Estas camas están ocupadas por pacientes con traumas recibidos en el aparato locomotor.
Para poder realizar dichas camas son necesarias 2 auxiliares de enfermería como mínimo.

1- Materiales:

  • Sabanas:
  1. Bajera: Puede ser de cuatro esquinas ajustables. Se dobla a lo ancho y con el derecho hacia el interior.
  2. Encimera: Se dobla a lo ancho y con el revés hacia el interior.
  3. Entremetida: Se coloca sobre el hule para evitar el contacto de la piel con el plástico. Se dobla a lo ancho y con el derecho hacia el interior.
  • Toalla de Baño: para cubrir al paciente y abrigarlo.
  • Empapador: Es de material impermeable y suave y se coloca encima de la entremetida y va en contacto con el glúteo del enfermo.
  • Manta: No debe tener peso para no agobiar al paciente. Se dobla a lo ancho y con el derecho hacia el interior.
  • Funda de Almohada: Cubre y protege la Almohada.
Nota: Toda la lencería se aloja en un cuarto "almacén" que suele estar cerca del control de enfermería.

2- Protocolo de actuación:

  • Llevar todo el material necesario.
  • Lavar las manos.
  • Colocar la cama en posición horizontal y frenada.
  • Explicarle al paciente el procedimiento.
  • Preparar la lencería en orden.
  • Orden a seguir para deshacer y hacer la cama traumatológica de arriba a abajo:
  1. Retiramos la almohada y le sacamos la funda de almohada.
  2. Aflojamos las ropas tanto a los pies como a la cabecera de la cama.
  3. Retiramos la manta y la colcha de la cama.
  4. Le dejamos la encimera.
Desde este momento tendremos que controlar el grado de colaboración del paciente.
  • Hay dos situaciones:
  1. Cuando el paciente puede elevar el tronco"colabora" (la cama la haremos en 3 tiempos).
  2. Cuando el paciente no puede elevar el tronco"no colabora".

2-1. Hacer Cama en tres tiempos"paciente que colabora".

  1. Colocar al paciente semi sentado, y se le pide que agarre la barra de tracción.
  2. Enrollar bajera, hule, y entremetida sucias en forma de rollo hasta llegar a la mitad de la cama.
  3. Procedemos a la colocación de la bajera limpia en la zona de la cabecera de la cama haciendo la mitra. Se hará entre 2 auxiliares. Una a cada lado de la cama.
  4. Colocar la entremetida dejándola enrollada en sentido contrario a la ropa sucia.
  5. Elevar la pelvis del paciente.
  6. Elevar los talones del paciente y retirar la ropa sucia.
  7. Terminar de colocar la bajera, y la entremetida.
  8. Colocar la encimera, manta y colcha.
  9. Cambiar funda almohada y colocársela al paciente.
  10. Retirar la bolsa con la ropa sucia y dejarla en el baño o en el pasillo atada. "Según normas del centro hospitalario".

2-2. Hacer Cama cuando el Paciente no Colabora.


    Debemos de hacer la cama desde arriba a abajo y procurando que el paciente nunca se apoye sobre el colchón. Para ello serán necesarias 4 o más personas. Hay que valorar el peso paciente.
    • Una: Sujetará la tracción.
    • Dos: Levitarán al paciente. Uno a cada lado de la cama.
    • Una: Hará la cama lo más rápido posible. Considerando que el resto del equipo está realizando un gran esfuerzo al tener que levitar al paciente.



    Haz click aquí para leer el resto de la entrada

    Formas de Abrir una Cama Hospitalaria


    1- Abrir cama desocupada.
    1-1. Abrir en pico.
    1-2. Abrir en abanico.
    1-3. Abrir en fuelle.













    1- Abrir Cama Desocupada:


    Se pueden abrir de 3 formas.

    1-1.A brir en Pico:

    Elegimos uno de los extremos superiores. Normalmente se elige el lado por donde va a entrar en la cama el paciente, dos veces en el mismo sentido.


    Primer Paso:














    Segundo Paso:
















    Tercer Paso:














    1-2.Abrir en Abanico:

    Hay que coger los dos extremos del embozo, los doblamos hasta abajo hasta el final del colchón y se sube despues hasta la mitad de la cama en sentido inverso.

    Paso uno:













    Paso dos:













    Paso tres:














    1-3.Abrir en Fuelle:



    Hay que doblar la ropa dos veces hacia abajo, en primer lugar hasta la mitad de la cama y después hasta el final de la cama.

    Primer Paso:














    Segundo Paso:













    Tercer Paso:






    Haz click aquí para leer el resto de la entrada
    Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...