Maniobras de Leopold

Las Maniobras de Leopold son 4 acciones utilizadas en obstetricia para determinar la estática fetal (posición, situación y presentación del feto) y saber así, de antemano, lo complicado que puede ser el parto.

Estas maniobras se pueden hacer a partir de las 28 semanas (tercer trimestre del embarazo), aunque la primera de ellas se puede realizar a las 20-22 semanas.

Características de las Maniobras de Leopold:

  1. Son bimanuales: utilizamos las dos manos para realizarlas
  2. El examinador debe colocarse del lado derecho de la paciente
  3. Las 3 primeras maniobras se hacen de cara a la paciente y la 4ª se hace dándole la espalda
  4. Cada maniobra tiene una técnica concreta y un objetivo diferente
 Antes de comenzar a explicar cada una de las maniobras, debemos entender qué es la estática fetal.

Estática fetal

Es un conjunto de relaciones espaciales que el feto guarda consigo mismo y con la madre. El feto está en el útero materno y la estática fetal es lo que nos permite determinar su ubicación y algunas de sus conductas.



Los componentes más habituales que forman la estática fetal son:

  1. Actitud: relación que guardan entre sí las distintas porciones del feto (cabeza, tronco y extremidades). Lo normal es que la cabeza estea ligeramente flexionada, las extremidades flexionadas sobre los brazos y el tórax, muslos flexionados sobre el abdomen y las piernas flexionadas sobre los muslos.
  2. Situación: es la relación entre el eje longitudinal del feto y el de la madre. Es un factor clave para luego decidir si se intentará el parto natural o se hará una cesárea desde el inicio.
    1. Longitudinal: el eje del feto es paralelo al de la madre. Es lo que ocurre la mayoría de veces.
    2. Transversa: el eje del feto es perpendicular al de la madre, es decir que forma un ángulo de 90 grados. Será necesario cesárea si no se revierte.
    3. Oblicua: el eje del feto forma un ángulo de 45 grados con el de la madre. Esta situación se transformará en una de las dos anteriores al comienzo del parto.
  3. Presentación: es la identificación de qué parte del feto (cabeza o extremidades inferiores) está en contacto o más próxima a la pelvis menor. De esta forma sabremos qué se ofrecerá primero durante el parto: la cabeza del feto o sus piernas.
    1. Cefálica: existen diferentes variantes según la cabeza más o menos flexionada.
    2. Podálica: es una presentación que se considera de alto riesgo después de las 32 semanas.
  4. Posición: describe el posicionamiento del feto en el vientre materno. Lo normal es que tenga la cabeza ligeramente flexionada, espalda curvada y las extremidades dobladas hacia el torso. Además, se determina con qué lado del útero materno está en contacto la espalda del feto:
    1. Posición izquierda: el dorso fetal está en contacto con el hemisferio materno izquierdo
    2. Posición derecha: el dorso fetal está en contacto con el hemisferio materno derecho.

Maniobras de Leopold paso a paso

Ahora ya sabemos las 4 características principales de las maniobras de leopold y el significado de la estática fetal. A continuación vamos a explicar detalladamente cómo realizar cada maniobra y para qué sirve:

Maniobra primera o de localización del fondo uterino:


Con esta maniobra se pretende localizar el fondo uterino. Para ello, el examinador se coloca del lado derecho de la paciente y mirándola de frente. Coloca las dos manos de forma que con el borde cubital de las mismas va deprimiendo el abdomen y palpando el contorno uterino, hasta localizar el fondo del útero.

Una vez sabemos la localización del fondo uterino, se calcula de forma aproximada el tiempo de gestación:

  • 40 semanas: el fondo del útero se encuentra a nivel del reborde costal.
  • 32 semanas: el fondo del útero se encuentra  en un punto medio entre el apófisis xifoides del esternón y el ombligo.
  • 24 semanas: el fondo del útero se encuentra a nivel del ombligo, aproximadamente.
  • 16 semanas: el fondo del útero se encuentra aproximandamente en un punto medio entre la sínfisis del Pubis y el ombligo. 






Maniobra segunda o de la posición fetal:


Se utiliza para determinar la relación que existe entre el dorso del feto y el flanco de la madre. Para que se entienda de una forma sencilla, lo que buscamos es saber con qué lado de la madre está en contacto la espalda (dorso) del feto:
  • Dorso derecho: el dorso fetal se encuentra en el flanco derecho de la madre
  • Dorso izquierdo: el dorso fetal se encuentra en el flanco izquierdo de la madre
Para llevar a cabo esta maniobra, el examinador se debe colocar del lado derecho de la paciente y mirándola de frente, comenzar a palpar con ambas manos, principalmente con los dedos, el flanco derecho e izquierdo para ver en qué lado está el dorso fetal: lado derecho o lado izquierdo.

El dorso fetal se percibe como una superficie firme y sin porciones pequeñas, mientras que el lado contrario no es tan firme a la palpación pues la zona del abdomen fetal es fácilmente depresible, además de que palparemos manos y pies.

Normalmente la madre nota más los movimientos fetales del lado contrario al que localicemos como dorso fetal. Es decir, si el dorso del feto se encuentra hacia el flanco derecho de la madre, ésta notará más los movimientos fetales en el lado izquierdo.

Maniobra tercera o de presentación fetal:


El objetivo es determinar qué parte del feto se presenta al estrecho superior de la pelvis materna. De esta forma podremos encontrarnos con 2 presentaciones principales:
  • Cefálica: la cabeza fetal se ofrece al estrecho superior de la pelvis materna
  • Podálica: la pelvis fetal se ofrece al estrecho superior de la pelvis materna
Para llevar a cabo esta maniobra, el examinador se debe colocar igualmente del lado derecho de la paciente y mirándola de frente. Lo que tiene que hacer es palpar con una mano la zona de la pelvis materna para ver si ahí se encuentra la cabeza fetal, que es lo más habitual, y con la otra mano palpar el fondo uterino.

La forma más fácil de abarcar más campo y palpar más facilmente es abriendo las manos haciendo una especie de pinza entre el pulgar por un lado y el resto de los dedos de la mano por el otro.

La zona donde se sitúe la cabeza fetal se palpará dura, redondeada, lisa y "que pelotea". En cambio, la zona de la pelvis fetal se palpará blanda, angulosa, desigual y "no pelotea".

Maniobra cuarta o del grado de encajamiento del feto:


El grado de encajamiento del feto hace referencia a lo metida que está la cabeza (o la pelvis fetal) en el estrecho superior de la pelvis materna. Cuanto más metido este el feto en la pelvis materna, mayor será el grado de encajamiento.

Para realizar esta maniobra, el examinador se deberá colocar del lado derecho de la paciente y de espaldas a ella, es decir, mirará hacia sus pies. Deberá palpar con las puntas de sus dedos en la zona de la pelvis, por encima del pubis: de esta forma podrá determinar el grado de encajamiento  y el grado de flexión en la posición cefálica.

El grado de encajamiento tiene varios grados, que son los siguientes para la presentación cefálica, que es la más habitual:
  1. Alta y móvil: la circunferencia cefálica y/o la coronilla se encuentran por encima del estrecho superior de la pelvis materna y se puede hacer peloteo. 
  2. Insinuada: la circunferencia cefálica se encuentran a nivel del estrecho superior de la pelvis materna y no se puede hacer peloteo. 
  3. Encajada: la circunferencia cefálica se encuentran por debajo del estrecho superior de la pelvis materna. De esta forma, al palpar con las dos manos por encima y por detrás de la sínfisis del pubis notaremos un vacío.
  4. Muy encajada: cuando la circunferencia cefálica se encuentra muy por debajo del estrecho superior de la pelvis materna. Así, si palpamos con las dos manos por encima de la sínfisis del pubis notaremos los hombros del feto.

Además, se puede también corrobar lo ya examinado con la segunda maniobra o maniobra de la posición fetal:
  • Dorso derecho o izquierdo: palpando de qué lado están la frente y el occipucio. Sabemos que si la frente está del lado derecho de la paciente, la espalda estará de la izquierdo
Esperamos que os haya gustado esta explicación sobre las maniobras de leopold. Si tenéis cualquier duda o pregunta no dudeís en poner un comentario.

2 comentarios:

Carmenza RAMIREZ ROA dijo...

Muy interesante e ilustrativo el tema; me es de bastante ayuda para mis educandos.

yoemis varilla montes dijo...

Así es jefe muy bien explicado gracias

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...